Autoevaluación de DCM

“¿Tiene usted la mordedura correcta?”

¿Sufre de dolor de muelas, parodontosis y sensibilidad en los cuellos de los dientes?

¿Aprieta o rechina los dientes, o los tiene desgastados?

¿Siente que su mordedura “no es correcta”?

¿Sufre de dolor en la mandíbula o la articulación maxilar, quizá con crujidos o ruidos de fricción?

¿A veces le cuesta abrir del todo la boca?

¿Sufre de jaquecas o migrañas?

¿Sufre de zumbido en los oídos o tinnitus?

¿Tiene tensos los músculos del cuello?

¿Sufre de dolores de cuello, hombros o espalda?

¿Sufre de insomnio, cansancio, o mareos?

Los síntomas anteriores no necesariamente estén causados por una DCM. Por lo tanto, esta evaluación no sirve como sustituto para el consejo médico de los correspondientes especialistas.

Sin embargo, si ha contestado afirmativamente varias de estas preguntas, es aconsejable que además consulte también a un dentista especializado en DCM (un terapeuta de DROS®) cercano a su domicilio para averiguar si la causa de sus síntomas puede ser una DCM.

DCM

¿Qué se entiende por una disfunción craneomandibular?

Se determina como DCM una alteración en la articulación mandibular.
Se base en tensiones musculares de la mandíbula, cabeza y cara. Factores de riesgo principales son las alteraciones oclusionales y el estrés psicoemocional –

"rechinar los dientes".

más información

Terapeutas DROS®

¿Desea saber quién puede tratarle en su región?

Aquí encontrará una lista de los teurapeutas certificados y formados de DROS®

Ir a la lista